El Observatorio prueba un nuevo instrumento para valorar la función cognitiva de los pacientes con dolor crónico

herramientas dolor crónico

Bajo el título de “Assessing the construct validity and internal reliability of the screening tool Test Your Memory in patients with chronic pain”, el Observatorio del Dolor vuelve a publicar un nuevo artículo sobre dolor crónico en la prestigiosa revista internacional PloS ONE, un trabajo textual que ha sido indexado en JCR y que ha contado con un buen índice de impacto.

Fruto de un proyecto que se inició a partir de la necesidad de contar con pruebas validadas y fiables en el contexto clínico del dolor crónico, el estudio partía de la dificultad para valorar el dolor crónico y para controlar su evolución en el tiempo. Es justo en este punto en el que cobra especial importancia la función cognitiva, un factor más que se ve afectado en esta población y que -a menudo- obstaculiza la evolución clínica del paciente. De una forma o de otra, se podría concluir que la función cognitiva es la gran olvidada en este estudio del paciente que sufre dolor crónico.

Pese a que son muchos los pacientes que se quejan de pérdidas de memoria, falta de concentración o pequeños lapsus en el día a día, para el clínico que los escucha no siempre es fácil (y rentable, refiriéndonos al tiempo que se emplea) tener en cuenta estos testimonios.

Precisamente, y conscientes de esta realidad y sabiendo que no existen pruebas específicamente validadas para poder evaluar la función cognitiva de estos pacientes, desde el Observatorio se inició la tarea de validación de una escala rápida y fácil de administrar en el ámbito clínico; una escala que permitiese a los profesionales sanitarios contar con una herramienta que fuera capaz de monitorizar un síntoma bastante habitual como es el deterioro cognitivo.

La escala denominada Test Your Memory (TYM) está formada por una serie de pruebas repartidas en 10 apartados o “boxes” que valora distintos dominios cognitivos: orientación, capacidad para copiar una frase, conocimiento o memoria semántica, cálculo, fluidez verbal, semejanzas, nombrar, capacidad visoespacial, recuerdo de la frase copiada y capacidad del individuo para realizar el test por sí mismo. El TYM es auto-administrada, sencilla y rápida de aplicar (unos 5 minutos).

El reciente trabajo publicado concluye que el TYM es un instrumento con adecuadas propiedades psicométricas para la valoración de la función cognitiva en pacientes con dolor crónico, mostrando resultados relativos al estado afectivo del paciente, a la calidad y cantidad del sueño, a la intensidad del dolor, y con capacidad de discriminación entre pacientes con y sin dolor. Es un instrumento breve y fácil de comprender y ejecutar, siendo útil para su aplicación en la práctica clínica habitual.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s